Estás leyendo
Batidos de fruta

Batidos de fruta

De frutas o de helado. Los batidos ofrecen multitud de posibilidades y son un alimento ideal para el verano. Ligeros y refrescantes, podrás prepararlos en cualquier momento y serán un aliado indispensable para lograr que tus hijos ingieran todos los nutrientes de la leche y la fruta para su crecimiento.

La llegada de las altas temperaturas estivales provoca que nuestro organismo sólo esté dispuesto a ingerir comidas frescas y ligeras, que la mayoría de las veces no aportan los nutrientes necesarios. Para remediar esto, los batidos se convierten en tus mejores aliados. Elaborados, en la mayoría de los casos, con leche y fruta, son una importante fuente de calcio y vitaminas. La leche que contiene un solo vaso de esta deliciosa bebida puede cubrir hasta un tercio del calcio que necesita nuestro cuerpo diariamente. Por su parte, las frutas aportan distintas vitaminas. Por ejemplo, si escoges hacer tu batido de melocotón, melón o cerezas, tendrás una buena fuente de vitamina A; mientras que en naranjas, limones, fresas y todo tipo de cítricos encontrarás una gran cantidad del tipo B y C. Si optas por el batido a base de helado, el aporte vitamínico prácticamente desaparece y aumenta la ingesta de azúcares e hidratos de carbono que te aportarán energía. Debido a esta mayor cantidad de glucosa e hidratos, debes tener cuidado con ellos y moderar su consumo si no quieres ganar algunos gramos de más.

Los batidos, además, son excelentes para conseguir que los niños tomen frutas y leche. Los pequeños suelen ser reacios a comer este tipo de alimentos pero los batidos les atraen de forma significativa. Y si, además, los presentas en un vaso alargado, de los que habitualmente se emplean para los refrescos, y acompañados de unas pajitas de colores, los devorarán gustosamente. Son el alimento perfecto para cualquier hora del día: para el desayuno, de merienda y hasta como postre.

Batido de frutas

Preparar un batido es muy fácil. Sólo necesitas tener una batidora de vaso y experimentar. Para el batido de frutas los ingredientes básicos son la leche y la fruta. También puedes darle consistencia con un yogurt natural, o del mismo sabor que vayas a utilizar, y añadir azúcar al gusto sin olvidar que las frutas ya tienen cierto contenido en glucosa. Es aconsejable que, si haces el batido con frutas ácidas, lo consumas en poco tiempo ya que la leche se corta con facilidad con los cítricos. Por el contrario, el batido de plátano es uno de los que más aguanta en la nevera.

Batido helado

Con los batidos de helado no tendrás ningún problema de conservación. El proceso de elaboración es el mismo que en el caso del batido de frutas. Se necesita una bola de helado por cada vaso de leche que se vaya a usar y no es necesario agregar azúcar, ya que el helado la contiene en suficiente proporción. Si se desea, es posible agregar sirope del mismo sabor del helado para intensificar el gusto del batido.

El clásico

El batido de toda la vida, el que recuerdas con cariño de tu infancia, el que tanto nos gustaba: el batido de chocolate. Su sabor evoca épocas pasadas pero ahora podrás hacerlo en casa cuando te apetezca. Es muy sencillo. Mezcla en la batidora una bola de helado de chocolate y una cucharada de cacao en polvo por cada vaso de leche. Para servirlo puedes acompañarlo con virutas de chocolate negro o blanco e incluso con nata y sirope.

¿Cuál es tu reacción?
ES FASCINANTE
0
ME ENCANTA
0
ME GUSTA
0
NO ME GUSTA
0
NO SÉ
0
Ver comentarios

Deja una respuesta

(Tu correo electrónico no será publicado, sólo lo pedimos para que te llegue el comentario y sus respuestas)

LUXONOMY MEDIAGROUP WORLDWIDE


Ir al principio